¿Por qué te tiene que importar la experiencia de tus colaboradores?

| Human-centered |

Como empresa, siempre deseamos que nuestros empleados se sientan comprometidos con su trabajo, que se esfuercen por ser productivos, eficientes, innovadores y aporten sus habilidades y conocimientos al logro de los objetivos corporativos.

Sin embargo, en muchos casos cuesta entender que estos resultados no nacen solamente producto de un salario mensual o de una buena paga, sino que dependen en gran medida de los esfuerzos que hagamos a favor de la Employee Experience (experiencia del empleado) o EX, es decir, de su experiencia como colaboradores, y de la atención que le demos a un mejor ambiente laboral.

Esto, por supuesto, es un detonante de la falta de lealtad por parte de muchos trabajadores, así como la búsqueda de nuevas oportunidades en otras instituciones y una mala referencia de nuestra marca, la cual internamente, no se preocupó de garantizar un grato clima laboral y que sus empleados vivieran una experiencia distinta y alejada de la monotonía.

Un cambio de enfoque

El trabajo de nuestros colaboradores no tiene por qué ser una carga, ni tampoco parecer aburrido o excesivamente rutinario.

Cuando invertimos en la "experiencia del empleado" se crea una acción de reciprocidad de su parte, la cual resulta beneficiosa para la organización.

Además, se genera un efecto de compromiso que de otra manera no conseguiremos y, de este modo, los trabajadores se sentirán motivados a dar lo mejor de sí a favor de los intereses de la empresa.

Durante las últimas décadas ha ocurrido un cambio de paradigma que enaltece la imagen social de la empresa.

En este término, uno de los ejes importante es el employer branding, lo cual vendría siendo la forma en que gerenciamos a nuestros trabajadores.

No es sencillo, toma su tiempo, pero los resultados son extraordinarios.

Acciones enfocadas en el EX

  1. Generar en nuestros colaboradores un sentido de pertenencia hacia la marca.

  2. Reconocer sus esfuerzos a través de premios o incentivos, especialmente aquellos empleados que realicen algún aporte importante en su trabajo.

  1. Invertir en el desarrollo profesional de nuestros empleados a través de cursos, diplomados y talleres para su formación y crecimiento.

  1. Mantener una buena comunicación entre todas las líneas jerárquicas de nuestra organización, creando algunas mesas redondas o reuniones para que los colaboradores estén al tanto de las necesidades de la empresa.

  1. Informarse sobre lo que sienten nuestros empleados mediante encuestas mensuales.

  1. Crear oportunidades innovadoras para su disfrute y esparcimiento.

  1. Implementar gadgets en toda la organización para que la experiencia en su trabajo sea gratificante y diferente.

Los beneficios

Estas acciones contribuyen no solo a mejorar la experiencia laboral de nuestros colaboradores sino también las condiciones de clima laboral de la empresa.

Entre los grandes beneficios de este cambio de enfoque, se encuentran:
 

  • Pertenencia: se sentirán parte de un equipo, una familia y sólida organización.

  • Propósito: entenderán por qué es tan importante el trabajo que se realizan y sus implicaciones para otras áreas.

  • Logro: sentirán satisfacción por su trabajo y por las recompensas emocionales que les brinda la organización.

  • Felicidad: se convencerán que están en el mejor lugar para trabajar.

  • Pasión: expresarán toda su energía, entusiasmo e ilusión en la calidad de su trabajo.

Trabajar en el desarrollo de un grato ambiente laboral, donde tus colaboradores se sientan a gusto y motivados a trabajar en y por la empresa, traerá muchos beneficios, tanto para ti como para ellos.

Ebook Tranformando RH
SOBRE EL AUTOR
Fernando Riveroll
Fernando Riveroll

Customer Experience Expert

COMENTARIOS